Nota: pronto el primer capi de mi peor pesadilla una historia chistosa y llena de morbo jeje

Las quiero mucho y les deceo unas bonitas vacasiones



atto: mich cullen

miércoles, 3 de febrero de 2010

Feliz aniversario lobito lindo

Chiks aqui les dejo el oneshoot k hice para el concurso k hizó kokoro, espero les guste
Summary: Es el aniversario de Jake y Nessie, los regalos son muchos pero el mejor regalo de todos es el que se dan mutuamente, una noche de amor y pasión.

*********************************************

Ya iba muy tarde, la comida era a las 2:00 y yo iba media hora retrasada, arreglé mi vestido y tome mi bolso, mi celular comenzó a sonar tal vez era la tía Alice pero por si las dudas iba a checar.

- ¿Bueno?-

- Nessie! ¿donde rayos estas ? todos te estamos esperando - me dijo mi mamá con voz enojada.

- Lo siento mamá, es solo que se me hizo tarde pero ya voy en camino - le dije colocándome el teléfono celular sin quitar la vista del camino.

- Pues más vale que llegues pronto, Jacob esta decesperado.

- Vale en unos minutos llego - colgué el celular y me concentre en manejar.

Cuando por fin llegue a casa de mi familia la gran mansión Cullen, Apagué el coche y me baje de el, tía Rosalie me esperaba en la entrada de la casa, llevaba un hermoso vestid negro y largo y su pelo guero iba suelto, se acerco a mi con una gran sonrisa.

- Nessie, te ves hermosa, apuesto a que vas a deslumbrar a Jacob que por cierto esta decesperado por verte.

- Tía ¿de verdad crees que le guste a Jacob como estoy? - le pregunté preocupada, nunca me había arreglado tanto.

- Nessie, tu eres divina y estoy segura que le encantaras, ese hombre esta loco por ti - me dijo la tía Rosalie tomándome del hombro y juntas entramos a la casa.

Tía Alice había hecho un muy buen trabajo, la casa se veía muy bonita, el comedor estaba arreglado con un mantel blanco y unas cuantas velas, de repente vi salir al tío Emmett de la cocina con una charola que contenía algo de botana.

- Hola tío - lo salude dejando mi bolso en uno de los sillones de la sala.

- Lo siento Ness te saludaría con un gran abrazo pero si no voy a la cocina Alice me va a jalar de los pelos - me dijo colocando la charola en la mesa del comedor y regresándose a la cocina, vi a papá y a mamá bajar las escaleras, se veían tan felices, si que se querían mucho, mi mamá estaba muy bonita y ni hablar de mi papá tan guapo como siempre, los abrace a los dos juntos, estaba tan contenta de este día, este día tan especial para mi y Jacob.

- Hija te ves divina - me dijo mi madre dandome otro abrazo, mi mamá era muy cariñosa, siempre me demostraba su amor de una u otra forma, era la mejor madre que me pudo haber tocado.

- ¿Y Jacob? - le pregunté, me moría por verlo, quería verlo, besarlo, abrazarlo.

- Esta arriba, en un momento baja, me dijo que no te dejáramos subir.

Esto se estaba poniendo bueno, Jacob nunca había estado tan misterioso, la tía Alice salió de la cocina y me abrazo fuertemente, ella estaba muy bonita con el vestido que traía, me regalo una enorme sonrisa y me dió una caja envuelta con papel de regalo blanco, vi una tarjeta y la leí.

Nessie espero te guste este pequeñito regalo que te lo compre pensando especialmente en Jacob, de hecho este regalo es de mi parte para Jacob así que más te vale que lo uses porque si no lo usas me enojare contigo me entendiste niña.
Te quiero mucho y espero disfrutes de esta noche en grande Tu tía Alice.


Okay, entendí que era mejor no abrirlo en público, mejor esperaba el momento adecuado para hacerlo, el tío Jasper llegó como siempre tan serio, me dió un gran abrazo lo bueno es que era cariñosos y le tenia un enorme cariño, maldito Jacob ¿dónde fregados estaba? ya no soportaba más, necesitaba verlo

- Bueno Nessie, este es otro regalo, espero te guste al igual que el otro - a ese regalo también le vi tarjeta, me dió miedio leer pero la curiosidad es más fuerte y aunque la curiosidad mató al gato, a mi no me podía matar.

Nena, te deseo lo mejor del mundo, todos te adoramos y aunque a veces te saco de quicio se que disfrutas de las sorpresas que te doy, este regalo te lo da toda la familia Cullen, espero te guste.

Bueno, eso no sonaba tan mal, por lo menos me lo daba toda la familia y no seria algo de lo que no pudiera abrirlo en público, puse las cajas sobre el sillón de la sala cuando escuche una voz decir mi nombre, esa voz que me facinaba, cada vez que me hablaba, esa voz tan angelical, mi Jacob, por fin, ya era hora, no seria una fiesta de aniversario si no esta el, seria un aniversario sin sario.

- Nessie, estas hermosa - me dijo besandome tiernamente la comisura de mi labio inferior.

- Bien, pero tu no te quedas atrás galán.

- Si si, mucho amor, ahora vamos a cenar y celebrar - dijo la tía Alice jalando a Rosalie, mis abuelos llegaron, el abuelo Carlisle, llegó con unas botellas de vino y la abuela Esme atrás de el con dos cajas.

- Felisidades a los dos, me da gusto que sean muy felices - dijo el abuelo Carlisle, la abuela Esme me dio las cajas, eran más regalos, me gustaban los regalos pero ya con el de la tía Alice y el de la familia me bastaba.

Nos sentamos a comer, la comida estaba riquísma, brindamos por nuestra relación, un día como hoy hace un año me casé con Jacob, lo recuerdo perfectamente, yo estaba tan nerviosa, las lágrimas se me salían al ver a Jacob esperándome en el altar, ese día había sido el más feliz, hemos llevado una vida llena de alegrias, el era el hombre del que siempre estuve enamorada, mi Jacob, mi Jacob Black, un lobo salvaje en la cama y un príncipe azul fuera de ella, puede sentir la mano de Jacob recorrer mi muslo por debajo de la mesa, eso me sorprendió muchísimo, salte un poco de la silla al sentir el contacto de su piel caliente en mi muslo, Jacob me volteo a ver con ojos de lujuria, yo solo le regale una sonrisa y me relamí los labios.

- Bueno yo me tengo que ir en un rato regreso - dijo la tía Alice parándose de la mesa junto con la tía Rosalie ¿ahora que iba a hacer la tía Alice?

Ellas se fueron y Jacob y yo nos quedamos con los demás, el abuelo Carlisle puso un poco de musica y mis padres se pusieron a bailar, mi mamá me había contado que ella era muy mala para bailar pero con ayuda de mi padre ahora lo hacia muy bien, Jacob subió un poco más su mano llegando a tocar mi ropa interior, el me estaba poniendo muy nerviosa, no quería cometer una locura enfrente de mis padre, Jacob tenia los ojos cerrados y me seguía acariciando, comencé a temblar, me estaba exitando, y si el ya lo estaba y quería exitarme a mi lo estaba logrando.

- Nessie hoy te haré el amor como nunca te lo he hecho - me susurro al oído, me mordió el lóbulo de la oreja y yo no pude evitar sacar un gemido - Reneesme Carlie comportate - me dijo riéndose.

- Jacob no hagas eso, tu bien saves que con tan solo tocarme me exitas - le dije tomándolo del rostro y llevándomelo a la boca.

- Metanse a un cuarto quieren, aya arriba hay muchos - gritó el tío Emmett desde el otro lado de la habitación, eso me dio mucha pena y me puse como tomate, Jacob soltó unas risitas, era encantador escucharla.

- Lo siento - fué lo único que pude decir.

Las horas pasaban, Jacob y yo la estábamos pasando de maravilla, nuestro primer aniversario de boda, amo a Jacob con todo mi corazón, lo amaba y no lo pensaba dejar, el es mi vida y pasare el resto de mi ella junto a el.

- Hemos vuelto - dijo la tía Alice dejando una chamarra en el prechero.

- ¿ A dónde fuéron? - pregunto mi papá.

- Edward no seas metiche - dijo la tía Rosalie mientras caminaba en dirección al tío Emmett.

- Perfecto, es momento de irnos Nessie, te quiero llevar a un lugar especial - dijo Jacob tomando los regalos del sillón.

Me despedí de todos, estaba emocionada, ¿que sorpresa tendrá preparada Jacob? en el camino Jacob no dijo ni una sola palabra solo tenia una sonrisa, yo no sabia que decir pero si no averiguaba algo me volvería loca.

- Ya ¿que es lo que tramas? - le pregunte cruzándome de brazos.

- Nessie es una sorpresa, así que espérate.

El viaje fue muy largo, cuando me di cuenta que híbamos directo a la casa, Jacob se bajo del coche y yo me baje, quíze cargar las cajas de regalos pero el no me dejo, estaba decepsionáda ¿nuestra gran día se termino ya ? Jacob entró a la casa y yo entre despúes de el, me quede helada al ver la sala, todo era tan romántico, había pétalos en el piso, unas cuantas velas en la mesa de la sala, vino, la luz era tenue.

- Oh Jacob esto es ... fabuloso me encanta - le dije lanzándome a sus brazos.

- Gracias pero fue idea de tu tía Alice, ella vino a arreglar todo - me dijo tomando una caja de regalos - ahora ve y pónte esto - me ordeno dándome el regalo.

El sabía lo que era, de segura la tía Alice le había dicho, subí a nuestra habitación y coloqué la caja en la cama, la abrí con mucho cuidado, cuando vi el contenido me sorprendí, lencería tan fina, era seductor, en encaje licrado transparente. El cuello amarrado hacia el cuello, sosteniendo el busto dejando ver un escote profundo. La truza puede ser hilo o tanga, estaban esas dos cosas. de verdad que me gustaba y era provocador, tía Alice conocía muy bien mis gustos; me lo puse rápidamente, me acomode el cabello y me puse un poco de perfume, quería que Jacob pasara una noche inolvidable, cuando terminé me reuní con Jacob, el estába esperándome sentado en un sillón.

- Nessie.... e-e.. estas hermosa, te ves sexy - me dijo parándose inmediatamente.

- Gracias.


Juntos nos sentamos en la alfombra, Jacob me sirvió un poco de vino, la noche es larga y es nuestra, el no dejaba de mírame, pude notar como apretaba las piernas y eso me hizo sentir sexy.

- Brindemos por nuestra felicidad amor, te amo tanto Nessie eres mi sol personal - me dijo dejando la copa en la mesíta y acercándome a el - Reneesme esta noche te haré el amor como nunca, te daré mucho más placer y no querrás que pare me entiendes - me dijo a unos centímetros de mi boca, mis brazos se deslizaron alrededor de su cuello y termine con esos centímetros, lo bese y el me correspondió, nuestras respiraciónes se agitaron, yo me puse enmedio de sus piernas y enrredé las mías en su cadera, el me apretó a su cuerpo y pude sentir su miembro en mi parte sensible, gemí en su boca, la temperatura de su cuerpo estaba subiendo, el paso sus manos por mi espalda y fue bajando hasta llegár a mis gluteos los apretó y volví a gemir, mi boca le dio paso a su lengua, me encantaba su sabor, mi lengua entro a su boca y recorrí cada espacio de ella, nos besamos como nunca, el aire se iba pero no nos separamos, el recorría sus manos por mi espalda, yo enrredé mis dedos en su cabello.

- Nessie, te amooo, te amo como locoo - me dijo Jake jadeando.

- Yo también te amo, Jake eres mi vida, y quiero formar una familia contigo - el me separo y me recosto en la alfombra, sus cálidas manos recorrieron mis piernas, su lengua fue bajando hasta mi clavícula - Jake porfavor, no me tortures más.

- Nessie, dejame disfrutárte y te prometo que tu me disfrutaras.

El desabrocho el cuello del mini vestido que traía puesto, sus manos bajaron hasta quitarlo por completo, sus manos se posaron en mis pechos, los apretó, jugó con ellos, hasta llegar a su diversión, introdujo uno de ellos a su boca, su lengua lo chupaba succionaba, yo solo podía arquearme para disfrutar más y darle acceso.

- JACOB BLACK!!! TE AMOO - le dije en un grito ahogado.

- Reeneesme Clari Cullen, yo también te amo, me encantas.

Bajó sus manos recorriendo cada parte de mi cuerpo hasta llegar a mi sexo, me quito la única prendo que me quedaba.

- Eres un tramposo - le dije mientras me hincaba para quitarle la playera que traía puesta, el se quito el pantalon quedando en boxers, me encanto mirarlo, estaba tenso, mis manos acarisiáron su pecho, me aserqué a el y lo bese, lo lamia, me facinába, baje más las manos y sentí el bulto, lo escuche gemir y eso me provoco aún más, poco a poco le fuí bajando los boxers hasta poder ver su miembro, largo, duro, todo mio.

- Nessie tu provocas esto - me dijo cerrando los ojos.

Me pare y el me siguió, quería provocarlo dándole largas, torturárlo, pero no pude, me sostuvo del hombro y me acerco a el haciendo que sintiera su miembro en mi muslo.

- Siéntate - me ordeno, yo le hice caso, me senté en el sillón y el se hincó frente de mi - ahora vas a saber que es placer, abrió mis piernas y uno de sus dedos rozó mi sexo, yo no pude guardar un grito, ese grito se escucho por toda la habitación, Jake volteo a verme y sonrio, su dedo jugó con mi clítoris yo solo podía gemir, el placer me invadía, no podía más - ¿Te gusta amor?

- SI!! - le conteste gimiendo .

Yo no soporte y cerré las piernas, el gruño y me las abrió a la fuerza, yo solo heche hacia atrás mi cabeza y me dispuse a gozar, su lengua comenzó a lamer mi sexo, yo no podía, gritaba del placer, era demasiado para mi.

- Jake porfavor, no seas malo te quiero dentro de mi ahora.

El no me hizó caso, su lengua lo hacia muy bien, como pude lo empuje haciendo que quedara sentado en el piso, yo me puse en medio de sus piernas tome su miembro con una mano y lo apreté.

- Nes- nessie, no hagas eso - me pidió con voz chillóna - es delicioso.

Yo le sonreí como el lo había hecho, me llebe su sexo a la boca, lo lamí, le di pequeños mordiscos, lo escuchaba gemir, eso me gustaba, estaba humeda, no podía más, el no se como le hizó pero me puso debajo de el y me penetro de golpe, eso me encanto, los dos gemimos.

- Nessie esto te encantara - me dijo, comenzó a salir y a entrar, yo puse mis manos en su espalda e intentaba no desbanecer, el subió la velocidad, comenzó a mover su cadera en círculos, el subió una de mis piernas a su hombro, el sonido de nuestros cuerpos chocar me exito aún más, el no paraba de hacer su trabajo.

Me encantaba el hombre que elegí como esposo, la amaba y cada vez me sorprendia con sus locuras, con su amor, sus detalles, el era mi lobito hermoso.

- Saca tu lado salvaje Jake, quiero que salga el lobo que hay en tu interior - le dije jadeando.

El gruño y subió la velocidad, una de sus manos a mis pechos, no soporte más, baje una de mis manos y comenzé a hacer círculos en mi clítoris, con el dentro de mi y mi mano haciendo círculos en mi clítoris el placer se hacia cada vez más fuerte.

Yo solo podia gemir, era demasiado, Jake se veia hermoso empapado de sudor, el calor de ese momento era intenso, mis manos acarisiaban su pecho, podia escuchar sus gemidos, lo estaba disfrutando al igual que yo.

El paró, estaba jadeando, cerro los ojos con fuerza pero sabia que no era todo, que haria ahora, su cara se acercó a mi humedad y comenzó a lamer, eso fué todo, exploté, no puodia más, el sentir su lengua en mi debilidad, recorriendo todo me hacia sentir coques electricos en todo mi cuerpo, mis gritos se escuchaban por toda la casa, el dejo de lamer mi sexo y comenzó a besar una de mis piernas.

- Jacob quiero más ! - le dije jadeando.

- Y te daré más amor.

Se hincó, tomo una de mis manos y me sentó , yo no podia sostenerme sola, el me ayudo poniendo un brazo en mi espalda, me besó el cuello, yo no queria que parara, queria más.

- Nessie te amo, no me cansare de decirtelo - me dijo poniendose de pie, yo hice lo mismo y lo segui, el me abrazó, el gruño, me sente en el sillón un poco cansada, el fue no se a donde y cuando regresó venia con una caja pequeña - esto es para ti.

Tomé la cajita y la abri, era un hermoso collar con unos cuantos diamantitos, era hermoso, me gustaba demasiado, nunca me habia regalado algo así, no tuve palabras para agradecerle, me pare del sillón, ahora era mi turno de darle un gran regalo, fuí a donde estaba mi bolsa pero en el camino sentí la mano de Jake en mi cintura, comenzó a besar mi espalda, me volteo y pude ver sus ojos color oscuros llenos de dese y pasión, comenzó a besarme, me estrelló contra la pared, su mano tomo una de mis piernas y la subió a su cadera, yo brinque y el me sostuvó, enrrede mis dos piernas en su cadera, y el me penetro sin nunguna dificultad, sus caderas se movian en círculos, mientras me penetraba sus labios besaban mis pechos, esta noche era la mejor de todas, era salvaje, mi lobo salvaje, mis gritos y los suyos se escuchaban como uno solo, el tenerlo dentro de mi se sentia tan bien, no podia explicar la sensación, el recargo su cabeza en mi hombro y pude sentir como se corria dentro de mi, el liquido caliente dentro de mi era la mejor parte de todo, habia llegado al climax, pero faltaba yo.

- Jake, dame más - le pedi gimiendo.

El gruño y me penetro con más fuerzas, hasta el fondo, eso me encanto, lo hizó una y otra vez de la mismo modo, fuerte, salvaje, era todo llegué, el orgasmo me invadió.

- Nessie, no voy a aguantar más, es todo.

- Si mi lobito, vamos, quiero sentir tus líquidos dentro de mi, quiero sentir más placer.

Jake, aumento la velocidad, yo estaba a morir, el gemia yo tambien, salió unas cuantas veces de mi y la ultima lo hizó salvajemente, sin piedad, como un lobo al que se debe domesticar, me penetro tan delicioso que en ese momento el climax me invadio de nuevo, Jacob grito y pude sentir oyta vez sus liquidos dentro de mi, estaba exahusta, Jake me dejo en el suelo, el se acostó en la alfombra, estaba jadeando, de verdad estaba cansado al igual que yo, yo fuí con el y le hice compañia, me miro con ojos tiernos y me abrazó.

- Nessie, gracias por esto.

- Jake, ahora me toca darte mi regalo - le dije tomando una de sus manos y poniendola en mi vientre - vamos a tener un lobito - el abrió sus ojos como platos.

- Nessie, te amo, te amo con toda mi alma, es el mejor regalo que me has dado aparte de ser mi mujer, mi amiga, mi amante y mi esposa, pero lo mejor, me daras un hijo, Nessie mi mujer perfecta me haras padre.

- Feliz aniversario mi lobito lindo - le dije mientras el me besaba la fente.

- Feliz aniversario futura mamá.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada